El juramento de un Maestro de Kundalini Yoga

En la formación de yoga kundalini realizamos un juramento

“El juramento de un Maestro de Kundalini:” Yo no soy una mujer. Yo no soy un hombre. Yo no soy una persona. Yo no soy yo. Yo soy un maestro. ( Yogi Bhajan)

Cuando empecé con el Kundalini Yoga la Formación de Profesores y escuché y  leí por primera vez el juramento algo de dentro de mí se exalto, me rebelé. (He de confesarlo). No acepte el juramento del Maestro y luche contra él, ¿Qué quiere decir que no soy una mujer? si yo no soy una persona, ¿qué es lo que yo soy?, ¿Y si no soy yo, quién soy yo? no lo entendía y me confundió muchísimo. ¿Quién es él para decirme que no soy yo?, ¿no soy nada? …¿Oposición, resistencia?, creía tener el corazón y la mente abierta,  pero no. Para llegar a este tipo de enseñanza espiritual que se basa en la tradición de un gurú y de la transmisión de la sabiduría, Se rinde al gurú para liderar el camino hasta que tenga la disciplina de las enseñanzas puras. Estaba bien en la teoría pero en la práctica me costó bastante.


Confianza

Todo cambio cuando comencé a confiar en mi  maestro, en mí  y confiar mi entrega en las experiencias. Ahora, sigo en el cambio constante, Kundalini Yoga es probado paso a paso, andar mi propio camino. Todo es amor… Yo renuncio a mi ego a mi alma. Se trataba de la sabiduría de ceder a, en lugar de oponerse, el flujo de la vida.

Ahora el juramento tiene otro sentido totalmente diferente para mí, a diferencia de mi primera impresión.

Yogi Bhajan dio el juramento del Maestro para mantener nuestro ego fuera de nuestra enseñanza y responder siempre con lo que es mejor  para el interés del estudiante.  “Brillar el alma de los estudiantes”, no para brillar nuestros propios egos. Me siento una mensajera de las enseñanzas, dar este mensaje tal cual es, sin añadir ni sacar nada, y dejarlo fluir. El Juramento de los profesores nos recuerda que debemos ser el maestro, para elevar el alma de cada ser.

Viajar por el camino de la integridad,  nunca hay un mal momento para hacer lo correcto.

Mi relación con las enseñanzas: Siento gratitud, respeto, consideración, confianza, amor, cariño, y servicio, siempre, en todo momento, independientemente de mis sentimientos y opiniones particulares.

“Me encanta lo que estoy aprendiendo y desaprender”

 

Deja un comentario